Charla

Quiero decirte porqué me fui

 


JUEVES 2 de Mayo a las 19h:

LOS DISTINTOS SIGNIFICADOS DE LA MUERTE Y EL SUFRIMIENTO

 

¿Es aceptable la muerte de un niño inocente?

¿Es aceptable morir después de un largo período de sufrimiento?

¿Es aceptable morir repentinamente sin poder despedirse de los seres amados?

¿Es aceptable morir de forma violenta?

¿Es aceptable no poder nacer porque alguien decide por ti?

¿Qué pasaría si ellos mismos pudieran explicártelo?

Desde nuestra mente dual, pocas muertes son aceptables. Vivimos en una sociedad que niega rotundamente el único hecho certero común a todos los seres vivos, que un día vamos a morir.
Por eso, vivimos la muerte y su proceso en la más angustiosa soledad y sufrimiento y, demasiado a menudo, el duelo se nos traga impidiéndonos estar disponibles para la Vida.
Sin embargo, y desde el privilegio de poder vivir “entre dos mundos”, a través de los cientos de mensajes canalizados desde el “otro lado de la puerta”, surge en mí una nueva perspectiva donde cada muerte, por trágica que parezca, tiene un significado propio que le da sentido. Saber ese significado desde la voz del propio fallecido supone un gran alivio y también la comprensión de que todo cuanto acontece, desde un punto de vista superior, ES como tiene que SER para que cada ALMA realice su aprendizaje específico en el transcurso de su EXISTENCIA.
Aprender de cada muerte y su significado global es aprender de cada vida y su propósito concreto ya que “no hay vida, no hay muerte, sólo hay existencia

 

Imparte: Teresa Borotau Castro
Filóloga y arpista de formación académica, se ha dedicado durante más de veinticinco años al mundo educativo, ocupando diferentes cargos de responsabilidad en centros educativos de secundaria. Polifacética por naturaleza, se ha dedicado también a la interpretación musical y a la escritura. Hace doce años, a causa de una fuerte crisis personal, descubrió la existencia de otra parte de su ser, una parte que tenía la capacidad para conectar con la llamada “realidad sutil” y, de forma progresiva, ha ido ampliando esta faceta con finalidades terapéuticas en sus consultas y en talleres grupales de desarrollo personal.

En el año 2016, gracias a sus cualidades de percepción, crea y desarrolla una nueva forma de constelar que acuña con el nombre de constelaciones canalizadas, la cual requiere un mayor grado de implicación y presencia del constelador quien, no sólo dirige la sesión, sino que participa activamente como canal, amplificador e intérprete. También crea una formación específica para el desarrollo de la sensibilidad.